martes, 18 de junio de 2013

Capítulo 36: “Here Today”. Paul McCartney. (1982)

video




Deprimartes evocativo:



Oda para el amigo que se fue. Hacía poco habían asesinado a John Lennon, y su compañero de ruta en The Beatles no encontró una forma más atinada de hacerle honor a su memoria que haciendo lo que mejor sabe; escribir una canción: “Y si dijera que realmente te conocí bien, ¿cuál sería tu respuesta, si estuvieras hoy aquí?”. Si bien Lennon fue el timón de The Beatles, Paul McCartney fue el verdadero motor creativo detrás de la banda más grande del mundo. Y ha sido, para mi gusto, el más importante músico que nos haya entregado la Cultura Rock, tanto por la calidad como por la cantidad de sus composiciones. Es el autor de la canción más versionada de la historia (“Yesterday”), y es el único ex-beatle que logró un verdadero, sostenido e incuestionable éxito. Es cierto que en muchos momentos de su historia se ha dejado ganar por un cierto facilismo –en esos momentos John decía que Paul hacía “canciones de abuelita”-, lo cual le valió una discografía muy irregular en cuanto a la altura artística de sus discos; pero todo eso lo sublimaba cuando escribía canciones como ésta.



A poco de perder a quien fuera la otra mitad de la amistad más creativa que haya existido, Paul se puso a reflexionar sobre aquellas cosas que se olvidó de decir y que quedaron en el tintero: “Bueno, conociéndote, probablemente te echarías a reír, y dirías que éramos dos mundos aparte. Si estuvieras hoy aquí… Hoy... Aquí…”. Aquellas cosas que nos guardamos hasta que ya es demasiado tarde. ¿Quién no tiene escondidas en el fondo de su alma, encerradas en un frasco amargo, decenas de palabras que no dijimos a tiempo a quien hoy ya no nos puede escuchar?: “Pero por lo que a mí respecta, todavía me acuerdo de cómo fue todo... Y ya no voy a contener las lágrimas nunca más... Te quiero”. Nos queda el consuelo -¿es eso realmente?- de hablarle a una piedra clavada en la tierra con un nombre grabado en ella, o el de gritar al cielo y exorcizar el dolor que nos desgarra el espíritu: “¿Te acuerdas de cuando nos conocimos? Bueno, supongo que podrías decir que nos esforzamos muchísimo para llegar adonde llegamos. Yo no entendía nada de lo que ocurría, pero al menos siempre podíamos cantar… ¿Y te acuerdas de aquella noche cuando terminamos llorando? Para mí fue porque ya no quedaban razones para seguir ocultándonos nada. Yo no comprendía lo que me querías decir, pero al menos tú siempre tenías una sonrisa”.



Sólo resta atesorar esos momentos compartidos, y estar agradecidos porque esa persona haya sido parte de nuestra historia. “Y si dijera que realmente te quise, y que estoy feliz de haberte conocido... Quiere decir que estás hoy aquí... Porque estás en mi canción... Hoy... Aquí”. No nos guardemos nada, hoy, aquí, que pueda hacernos tristes en el futuro. ¡Feliz Deprimartes!

2 comentarios:

  1. Hey gracias por detallar el contenido de esa cancion de Paul para John.
    He tenido la grnadiosa oportunidad de ver dos conciertos de Paul, de diferentes presentaciones, y esta cancion ha estado en ambas. Supongo es una manera de rendir tributo a su insuperable compañero compositor.
    Saludos desde Houston USA

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por tus palabras. He tenido oportunidad de ver a Macca en vivo -y aclaro que yo odio ir a recitales- y sé que es una bendición disfrutar en persona del arte de este verdadero genio. Una pena pensar que recién va a ser valorado en su justa dimensión cuando ya no esté entre nosotros.
    Saludos a Houston... ¿Tenemos un problema?

    ResponderEliminar